ACÚSTICA

Perfecciona el uso de la púa

Mejora tu técnica de guitarra

Viernes 11 de noviembre de 2016
Es momento de profundizar en el uso de la púa un poco más incorporando un grado más de complejidad en el uso del Alternate Picking, suponiendo que ya tenéis cierto dominio y soltura con ella podéis empezar a realizar algunos ejercicios básicos para que os encontréis lo más cómodos posible.

Estos ejercicios se basan en el salto de cuerdas dentro del mismo fraseo, añadiendo la dificultad de tener que calcular a tiempo real las distancias de cuerdas lejanas. Esto nos aportará un cálculo muy bueno y preciso de nuestra guitarra, además de ir perfeccionando el movimiento de muñeca, tan necesario para consolidar una buena técnica de Alternate Picking. Vamos a perfeccionar el uso de la púa media-dura, de entre 0,70 y 1 mm, más o menos, para poder hacer solos con la guitarra acústica sin tener problemas por el calibre de las cuerdas, ya que éste suele ser casi siempre mayor en una acústica que en una eléctrica.
Para que os suene más musical que un ejercicio estándar en el que se repite un patrón monótono, he procurado hacer unos dibujos más amenos. No por ello perderán ni mucho menos eficacia; por el contrario añadiré un aspecto más de aprendizaje, ya que al ejecutar un ejercicio con arpegios o escalas pentatónicas, diatónicas, etc., estaremos al mismo tiempo ejercitando técnica y afianzando aspectos teóricos. Aunque no hayáis visto en esta sección explicaciones de arpegios, escalas, formación de acordes, etc., os invito a que consultéis los artículos de tales puntos de mi compañero Javier Santos. Los explica perfectamente y con todo detalle. Alguna vez haré algún resumen teórico, pero no muy extenso, ya que esta sección no se centra específicamente en la armonía.

Programándonos para un Alternate Picking de primera
Un excelente ejercicio que os recomiendo es el primero de todos, que además de cumplir buenas funciones de calentamiento, ayuda muy bien a definir el movimiento de la muñeca derecha. Situad la muñeca derecha justo encima del puente de la guitarra, de tal modo que el brazo sea la continuación del mástil casi en línea recta total (insisto, “casi”). Sin mover el brazo tocar con movimiento de púa la cuerda 6 y con movimiento de contrapúa la cuerda 1. El ejercicio estará bien hecho cuando consigáis tocar ambas cuerdas sin mover nada más que la muñeca derecha. Situad con la mano izquierda un arco con los dedos pulgar e índice, de tal modo que el pulgar de la mano izquierda toque la selleta del puente a la altura de la cuerda 6 y el índice en el puente a la altura de la cuerda 1, formando un arco o puente. La mano derecha no deberá salirse de ese puente en ningún momento de este ejercicio. Si lo hacéis correctamente en un par de minutos fijaréis la postura y ya no será necesario que repitáis la operación en el futuro.

Pasamos a la práctica
El Ejercicio 1 está basado en la combinación de la escala jónica tocándola ascendente y un arpegio descendente de la misma escala. Recordad que el uso del metrónomo os ayudará mucho, perfeccionando vuestro sentido del tiempo, aprendiendo a medir mejor las figuras y los patrones rítmicos principalmente. Es imprescindible que practiquéis con un invariable púa-contrapúa, dando igual si éste cae en un salto de cuerda o en un punto aparentemente incómodo. Hacedlo lo suficientemente despacio como para que podáis pensar durante todo el ejercicio y miraros ambas manos, pudiendo así auto-detectar posibles errores de colocación y/o de ejecución.

En el Ejercicio 2 subimos un punto más la dificultad y aplicando unos saltos más grandes perfeccionaremos la técnica. Después de esto el tocar con la púa os resultará mucho más sencillo.

Objetivos y consejos
• Continuad desarrollando una buena técnica de Alternate Picking centrando la práctica en ambas manos: en la derecha para coger bien la púa y hacerla sonar equilibradamente en todas las cuerdas y en la izquierda para ir ejercitando la apertura de los dedos, para ahorrar desplazamientos innecesarios de la mano y perder tiempo y precisión.
• No cojáis la púa con inseguridad, ya que es la continuación de vuestros dedos. La seguridad y firmeza (pero no rigidez) es importante al coger la púa.
• Lograd regularidad en la ejecución con púa: tempo y equilibrio en el sonido en todas las cuerdas, tal y como comenzamos a trabajar en el anterior número.
• Desarrollad un correcto movimiento de muñeca de mano derecha: corto y preciso con poco movimiento.
Importante: el movimiento de la mano derecha será breve y siempre de muñeca, con un movimiento paralelo a la tapa de la guitarra y evitando hacer giros de muñeca hacia arriba despegándola de la tapa. Vigilad esto bien que es la base de la técnica.